ya estamos prácticamente a mediados de octubre y, ante la proximidad de samhain (halloween para algunos) y la zombie walk xacobeo 2010, hay que hacer pruebas para el disfraz. pruebas absurdas de esas en las que ruegas al cielo que ningún vecino llame a la puerta y te pille con las manos en la masa.

hace un rato… probé. he de decir en mi defensa que fue una prueba rápida, sin ideas previas de qué hacer, simplemente para ver el resultado en piel y el grado de fijación.

utilicé cera para modelar, látex líquido (al menos líquido en teoría, porque aunque el bote lo indica así, se trata de una textura más bien cremosa), sangre artificial y maquillajes variados.

la cera venía en barra, como los lápices convencionales de maquillaje de carnaval. cogemos un pedacito y, con el calor de los dedos, la ablandamos, pegoteamos en la zona deseada y modelamos.

para evitar que se desprenda con facilidad, podemos embadurnar el “pegote” con látex que, además, le dará una textura algo más desagradable. ojo! el látex no se debe usar en zonas con pelo.

por último, y cuando el látex esté ya seco, maquillaremos la zona y aplicaremos la sangre artificial.

mi idea era mantener el experimento en la mano durante algunas horas para comprobar el aguante, pero con una gata en casa que requiere juegos y mimos con cierta frecuencia, podría ser un problema.

Anuncios